Estupor internacional

20 junio, 2017

merkelEstimados seguidores y amigos de estos cuadernos napoleónicos, desde el último post sobre política internacional en el blog, parece que el mundo sigue hacia un abismo mientras asisten con estupor -falta de reacción para los de la LOGSE y podemitas- los gobiernos occidentales. Al tótum revolútum de Oriente Medio, con Irán sufriendo atentados yihadistas, y la república islámica respondiendo con bombardeos a DAESH en Siria, se une la decisión de Egipto y Arabia Saudí de bloquear a Catar y demás intríngulis sunitas y chiítas, el avispero árabe cada vez es más numeroso y difícil de solucionar.

El Reino Unido está saliendo de Europa por la puerta de atrás, con más dolor y sufrimiento del que esperaban, no por los golpes terroristas de cada semana, que también, sino por poseer ahora uno de los gobiernos más débiles que se recuerdan en la historia británica,  lanzando la idea negativa a la Commonwealth en particular y al Universo en general, de que Inglaterra ya no es lo que fue. Lo que añadirá riesgo y desventura en las negociaciones del Brexit.

La Francia de Macron y la Alemania de Merkel parecen apuntalarse a duras penas en un proceso inicial, y en estos momentos con  más suerte electoral, se aferran a la esperanza para seguir apostando por una Europa fuerte y unida. Algo que se asemeja más a una quimera que a una realidad. Rusia y Estados Unidos, Trump y Putin, siguen sin desvelar su arquitectura internacional para acometer toda acción ante los desafíos islamistas, norcoreanos y populistas. El mundo en vilo esperando sus ruedas de prensa…

En la vieja piel de toro, en España, el socialismo intenta resurgir con un mensaje tan ambiguo como disparatado: “España nación de naciones”, cuya soberanía según el nuevo PSOE, será del pueblo español. Pero si es una nación de naciones, ¿qué pueblo español Sr. Sánchez será el de todas esas naciones que tenga la soberanía? Si es una nación de naciones ¿es un estado de estados? pues toda nación debe tener estado, de lo contrario, parafraseando al Sr. Pujol, ¿qué coño es eso de nación de naciones? Lea mucho Don Pedro este verano, estudie constitucionalismo, filosofía política y algún clásico y luego vuelva con otro mensaje para otoño, un otoño que se pronostica clave y con mucha tensión. Más cordura y altura política, los españoles se lo agradecerán.

You Might Also Like